Páginas vistas en total

domingo, 26 de abril de 2015

Maldito bryan adams y su romanticismo...

Esto que siento, esto que noto, arranca desde lo mas profundo de mi entrañas. Como si fuese un rastrillo me rasca las paredes de mi cuerpo y duele, aún así no puedo decir nada. Con las manos atadas, con un esparadrapo en la boca y con una venda en los ojos. Camino lento y aun así caigo, camino por donde creo que debo caminar y aún así caigo.

Me rasco los ojos en busca de lagrimas que me gustaría sacar, lagrimas negras que duelen que hacen daño dentro de mi alma.

Todo se resume a dolor que tengo, me duele mucho, me duele profundamente, me duele y quiero sacarlo, me duele y quiero devolvérselo. Me hace llenarme de ira e impotencia. Me faltan los alientos, me faltan las fuerzas, me faltan las ganas, me faltan las excusas.

No sé el motivo, no sé si debería o bien olvidar todo lo que me rodea o sencillamente sucumbir a mis pensamientos mas oscuros.  Debería no poder querer y sin embargo quiero poder. Quiero decir las palabras que me encantaría soltar por mi boca, me encantaría que todo fuese perfecto y sin problemas pero no. Siempre hay un pero siempre hay algo que me impide seguir.

Y aquí estoy como un subnormal escuchando música romántica de los años 80 y jodiéndome por dentro. Maldito bryan adams y su romanticismo...



Gracias por leerme,

Mario